18 de marzo de 2010

Atención Comercial I

Me debo estar haciendo mayor, como es normal, como debe de ser. Envejecer es el único modo de vivir mucho tiempo.

Escribo esto después de observar que en unos pocos días he repetido en más de una ocasión frases que antaño me evocaban a “señora”, a alcanfor y que ahora me vienen a la mente con una delatora facilidad. En concreto, se trata de una típica: “ya no hacen dependientes como los de antes”.

Caso 1: Fnac

Consuerte y yo vamos a una superficie comercial dedicada a libros, música, aparatos y gadgets. En ella atiende gente joven, informal, enteraos y a la moda. A pesar de los porfavores y disculpeustés no conseguimos llamar la atención de nadie sobre nuestras dudas. Cuando por fin nos atiende alguien, resulta ser chica superguay molaquetecagas. A saber, muchos piercings en la cara, desordenados y grimosos, tatuajes en el brazo (lo que se veía) y de esas que si se agacha se le ve el tirachinas. Que carca pensaréis… No es que me gusten los piercings, pero hay gente a la que le quedan bien. Sin embargo a esta chica, la habían banderilleado. De verdad, cuando hablaba daba cosa por ver como se le enganchaba la cara de manera caprichosa. Tenía piercings en los sitios más insopechados de la cara: frente, pómulo, sien...

Yo que he sido seguidora de Miami Ink, reconozco que hacerse un tatuaje no está mal. Los tatuajes pueden tener su aquel, sobre todo los tribales tipo haka. Pero a esta chica le picaban. No sé porqué pero mientras nos atendía y sin dirigirnos la mirada, se rascaba compulsivamente el brazo encima de uno de ellos. No sé si por reciente o por pulgas. El caso es que a Consuerte y a mí al acabar de hablar con ella nos picaba todo…

Haced la prueba y rascaos cuando habléis con alguien.

2 comentarios:

  1. Good morning Diva:
    El comercio en el país en el que resides tiene mucho que aprender de los países anglosajones, y Di podrá darnos mil y un ejemplos.
    Yo tampoco estoy en contra de piercings y tattoos, pero una persona como la que describes cuando menos no parece muy higiénica, ¿no?
    Supongo que acabaríais comprando el último disco de "Repelentes" (uy, me acabo de delatar en mi edad con lo de "disco" en vez de escribir CD!!!!!)
    Pues nada, que estoy contigo y ... nos hacemos mayores!!!
    Buen día. Bye
    PD: hoy te he dejado ser la primer

    ResponderEliminar
  2. Good evening Diva, vivo sin vivir en mi, pero sólo anotar que yo he conocido personalmente a dos asistentes de la fnac. Uno era (y digo era, pq murió) un músico/escritor muy famoso por las Vetustas, Sergio Algora, líder de "El niño gusano", "La osta brava" etc. El otro el "joven artista local". Los dos gente cool, pero no enterados. No me gustan los piercing esos asquerosos de la frente que comentas, me dan dentera, pero me gustan más los de la fnac que los de ese gran almacén onmipresente en esa península.

    besis

    di

    ResponderEliminar

¡Bienvenid@ a DD!

Poniendo aquí tu comentario te arriesgas a que Diva o Di continúen divagando.

Quedas advertid@.

Gracias por divagar.