12 de abril de 2015

Lanzarote es César Manrique (LZ8)

 Había intentado dejar al divagante con la duda sobre por qué el "Mirador del Río" no era un mirador sin más, y para escamotear la información incluso hice un poco de Agatha Christie (eso de guardarse ases en la manga y que los sacara Poirot al final del libro, cuando los reunía a todos en una habitación para explicar el crimen). Yo había astutamente ocultado que el día anterior, además del Mirador, habíamos visitado la última casa de César Manrique en Haría. Así que ahora sí: el Mirador es obra de Manrique, como tantas otras cosas en la isla que tienen en común la integración de la naturaleza con la roca, con la lava, con lo agreste de este lugar que como he dicho por ahí, bien podría ser a ratos la luna. 

El domingo que nos ocupa dejábamos por fin la Caleta de Famara, que tantas alegrías nos había dado a la vista y la cámara. Mientras cargábamos el coche, la de arriba era la imagen que robé a los vecinos de enfrente y que ilustra a la perfección cómo esta isla puede ser El Contraste: de una noche en un resort llego de ingleses y daneses cantando "Veo veo", a unos paisanos que no son de atrezzo. Nuestra primera parada es el mercado de Teguise, donde viene gente de toda la isla y que a nosotros nos parece un rollo monumental. Un par de noches atrás había un "festival del heavy", con bandas en cada esquina, y tal vez fue la luz lo que cambiaba el pueblo, o será que el stand de "Comida de importación inglesa" no estaba abierto?. 

Pero divago: yo quería hoy hablar de dos de las obras de Manrique que visitamos en el día. La primera, El Taro de Tahíche, la Fundación Manrique, que fue un día su primera casa contruída en 1968 (en un punto, decidió trasladarse a la que habíamos vistado el día anterior y que es también impresionante). Esta la diseñó aprovechando el espacio natural de cinco burbujas volcánicas. Está distribuída en dos niveles:  en la parte de arriba hay grandes espacios con exposiciones, y desde los ventanales se ve la luna (en imagen). Abajo están las burbujas que son subterráneas, con el cielo abierto y comunicadas entre sí por pasillos. Qué mejor espacio para crear lo que hoy se llama un "chillout", una especie de salón comendor para sentarte con tus amigos y hablar, beber, tal vez comer?  Una chulada. Lo declaro ya lugar oficial virtual donde los divagantes nos juntamos a divagar (recordemos otro de esos lugares: un Ryad).

Gracias a Manrique "no se construyeron edificos altos en Lanzarote" (insisto en el horror aquel de hotel verde de Arrecife) y se le recuerda como un gran luchador por el medio ambiente. La frase en rojo la fotografié precisamente en la oficina de Saramago.  Y más abajo, unas fotos del "Jardín de cactus" tambien obra suya pero que no puedo comentar porque me duermo.

Nota: Maniana llegan a la isla Fashion y JAL, para empezar la "Quincena de celebraciones rituales", así que no sé cuando (ni en que estado) reapareceré. Pero estaré encontrando divagables, eso seguro!













11 comentarios:

  1. Buenos ejemplos de Arquitectura orgánica. Aquella donde la naturaleza se presenta de forma natural y sincera, marcando su carácter y presentándose de forma rotunda, sin artificios.
    ...
    Cuesta encontrar precedentes, a excepción de Antonio Gaudí; ese artesano catalán que dominaba la carpintería y la cerrajería, amén de la piedra natural; y que con profundo respeto a la naturaleza imitó sus forma; en una suerte de homenaje a la traza natural.
    Quien quiera alucinar de verdad, le aconsejo la visita a sus pequeñas capillas y a sus cubiertas formadas por superficies regladas. Hace falta tener mucha cultura, un gran dominio de la técnica de la composición de fuerzas a base de los funiculares (método gráfico para calcular estructuras; que para sí o quisieran los programas de ordenador basados en el cálculo matricial), amén de un profundo conocimiento de las técnicas de cerrajería artística.

    Una vez hablado de los precedentes, tocaría charlar de los consecuentes.
    Pero eso; divagantes no merece ni media línea; pues el arte de la composición desprovisto de un mínimo respeto por la condición humana, torna de manera irreversible en "castaña pilonga"; como muy bien se puede apreciar en la mayoría de nuestros queridos 5.000 km de costa.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Te he visto hermano! en esa talla de madera justo debajo de la cita de Manrique "somos testigos de lo feo que es Driver" y encima del bosque de cactus...¡te he visto hermano! ...

      Diddy No sé que hace la foto de mi hermano en LZ8, pero te digo (y lo sé) que está clavao.

      Sugus.

      Eliminar
  2. Hablando de arquitectos flipantes, acabo de ver este docu y estoy feliz. ¡Por fin he entendido un misterio al que llevo años dándole vueltas! Para quien tenga un rato libre:
    https://www.youtube.com/watch?v=C83OKYj5GEw

    ResponderEliminar
  3. Hoy es 1 de mayo y lo que parece lejano se nos empieza a acercar de nuevo, pisándonos los talones. Las campanas doblan (vuelven a sonar una segunda vez) al aumento de la jornada trabajada y la reducción de las horas cobradas según contrato parcial. ¿Por quién doblan las campanas? Doblan por nosotros. No creo que esto que escribo le pareciera mal a Saramago. Veamos la historia en la Wiki.

    “En 1868, el presidente Andrew Johnson promulgó la llamada Ley Ingersoll, estableciendo la jornada de ocho horas. Al poco tiempo, diecinueve estados sancionaron leyes con jornadas máximas de ocho y diez horas, aunque siempre con cláusulas que permitían aumentarlas a entre 14 y 18 horas. Aun así, debido a la falta de cumplimiento de la Ley Ingersoll, las organizaciones laborales y sindicales de EE.UU. se movilizaron. La prensa generalista de Estados Unidos, reaccionaria y alineándose con las tesis empresariales, calificaba el movimiento como «indignante e irrespetuoso», «delirio de lunáticos poco patriotas», y manifestó que era «lo mismo que pedir que se pague un salario sin cumplir ninguna hora de trabajo».”

    De lo de la Revuelta de Haymarket y los héroes de Chicago, os será fácil buscarlo.

    Solo copio una nota de orgullo:

    «Dos meses antes en España, la célebre huelga de La Canadiense, dirigida por los movimientos anarquistas en Barcelona, había conseguido que se aprobara en todo el país el Decreto de la jornada de ocho horas de trabajo, haciendo de España el primer país de Europa en promulgar esta reivindicación».

    Y esto viene al caso por la NECESIDAD ABSOLUTA de luchar para conservar lo que es bueno. El ejemplo de Manrique es ético en la misma medida que estético. Acepto Lanzarote como lugar virtual de reuniones de divagantes.

    Un post bien chulo.

    Y tú, Cesita, proponiéndonos un youtube de casi una hora, ¡qué bruta (en el sentido mejor y más noble de la palabra) eres, hija mía! (lo guardaré para momentos más libres de tareas).

    ResponderEliminar
  4. Muy buenas recomendaciones en este post y en el anterior. El video de youtube tiene una pinta...., pero hoy solo puedo puedo ver un poco, lo dejo para despues.

    La peli, Nan, la vi el otro día. Y es emocionante, como yo me planteo que deben ser las ideas que mueven el mundo: diferentes, aventureras, arriesgadas, sin margen para lo que ya sabemos que no funciona. Pero sobre todo me reconforta la idea de que mundos separados, ideas diferentes pueden encontrar puntos en común para luchar, la unión hace la fuerza...., en la calle codo a codo...esas cosas que ya sabemos pero que a veces cuestan tanto.

    La calle es hoy lo más importante, aunque llueva.

    ResponderEliminar
  5. Sí que es un poco largo, sí. Pero me pareció una buena forma de celebrar el día de los santos mártires de Haymarket ver la hostoria de un hombre que empezó desde abajo y que consiguió algo que nadie sabía hacer. Además logró acabar con una huelga sobre seguridad laboral por el método de hacer una réplica en pequeño de su proyecto con sus currantes. Convenció con razones y no con bajadas de salario. De hecho él mismo se declaró en huelga cuando intentaron ponerle a Ghiberti como supervisor. "Si creeis que puede hacerlo, entonces que lo haga él" dijo. Y se fué a su casa hasta que lo volvieron a llamar. (Se lo he mandado también a mis albañiles y parece que les ha gustado mucho)

    ¡Ah! ¡¡¡¡¡¡¡FELICIDADES, MINI!!!!!!!

    ResponderEliminar
  6. Este es de los largos.
    Lanzarote lo tengo en pendientes, y tal vez lo deje ahí por un buen tiempo, porque las zonas áridas me tienen empachada, lo que no quita la belleza del sitio. Cuando leí lo del olmo en el jardín de Saramago me gustó y me disgustó, a mi también me gustan los árboles y son mucho más misteriosos y complicados de lo que nos paramos a pensar. Un olmo en tierra tan árida no está en su lugar ni en su clima. Los de la península están tocados por la grafiosis, aunque da gloria ver cómo luchan en primavera. De mi os podeiis acordar el día que hablen de cómo Neil Armstrong pisó la luna, que no os vais a acordar, ñe, ñe.

    SuperCesita ha sacado el tema. Felicidades de nuevo, Tomae. Felicidades a la familia Di, Miini, Di y Pedalista. Y a Nán. El órden estará barajado que no me da la memoria para tanto.

    Aquí hay gente que sabe mucho de arquitectura, lo curioso es que de los dos que hablais, ninguno tenía formación muy reglada. Cuando veo las fotos de Venecia, lo que yo me pregunto no es cómo la construyeron hacia arriba, sino como la sostienen por abajo. Lo mismo que pienso del coloso de Rodas, cómo lo hiceron para afrianzar y hasta que punto eran conscientes de todo lo que le iban a poner encima. No me estoy explicando, pero es algo así como ver un monumento y pensar, esto lo han hecho de una vez o ensayo y error?.

    Nán, sí la cosa está muy complicada. Por una parte no somos nada conscientes de que lo que tenemos se lo pelearon otros, por lo menos en mi entorno no es una cosa de la que se hable, en el norte más. Por otro lado, la dichosa globalización les pone las cosas demasiado fáciles. Una de las cosas que hemos tirado, o estamos tirando a la basura, es el valor de la formación. Se están yendo mucha gente muy preparada, qué te voy a contar, pero tiene dos consecuencias muy indeseables, aquí estamos tirando dinero en formar a gente que se va aparte de hacerles el juego a quien se aprovecha de los estudios de otros. Hoy te doy la razón en todo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Línea fuera de lugar. Pretendía decir: SuperCesita ha sacado el tema. Felicidades de nuevo, Tomae. Felicidades a la familia Di, Miini, Di y Pedalista. Y a Nán. El órden estará barajado que no me da la memoria para tanto. De mi os podeiis acordar el día que hablen de cómo Neil Armstrong pisó la luna, que no os vais a acordar, ñe, ñe. (Por eso siempre me imagino a Armstrong y a Aldrin mirnado a la tierra con los ojos como platos. Aunque me ponga sentimental pensando coomo me gustaría que mandaran a alguine más, tal como están los tiempos, los mandarían para alguna locura de una empresa privada tipo Avatar).

      Eliminar
    2. Gracias (bis) por la dedicatoria Irene, y sea pues siguiendo en tu línea argumental el prolongamiento -si se puede decir- de tus felicitaciones a Di (supongo que se trata de Diddy a Mini y Pedalista y A NáN. También quiero hacer extensibles mis felicitaciones a Amstrong el cantante y su amigo Amtrong el astronauta, el primero por cantar el Wonderful life, y el segundo por cantar que Wonderful se ve la Luna cuando posas sobre ella un 16 de Julio ... nie, nie (como diría Diddy)

      Sugus Ire !! Sugus Muxus

      Eliminar
  7. He visto el video, cesita, y es muy chulo. Impresionante, para la época, esa manera de construir, impresionante esa forma de discurrir como hacer algo tan enorme y que perdure. Y eso siendo orfebre. Incluso el dato de que cuando Brunelleschi nacio ya llevan 80 años de construccion de la catedral. Una hora bien aprovechada.
    Mini, zorionak

    ResponderEliminar
  8. Me gusta, Ire, la imagen de ese olmo en tierra hostil a sus necesidades, pero resistente. Me recuerda a muchas personas que hacen más vivible este mundo.

    ResponderEliminar

¡Bienvenid@ a DD!

Poniendo aquí tu comentario te arriesgas a que Diva o Di continúen divagando.

Quedas advertid@.

Gracias por divagar.