13 de agosto de 2012

De Oslo a Stavanger: "62, Modelo para armar"

"Todo teléfono espera, escorpión gigante, la orden de Heléne para romper el cable que lo ataba al tiempo, grabar con su aguijón de brasa el verdadero nombre del amor en la piel del que todavía esperaba tomar el té con Heléne, recibir la llamada de Heléne".

Julio Cortázar

10 comentarios:

  1. Terminados los MB del contrato del pincho-modem, en incumplido por telefónica doblar la velocidad durante el verano, tengo deteriorado el cable que me une al tiempo dedicado a vosotros.

    A pedales, hasta mañana que un señor muy amable me ha dicho que mañana cumplirán lo prometido y le he respondido que él no, pero que sus dueños son estafadores que por mí se pueden ir a tomar por culo, aproveche los jirones de comunicación que me quedan para deciros.

    Di: qué solo, Oslo,
    qué limpio y repeinado
    qué poco ajuste se ve por ahí
    qué recortados los cerebros de la gente.
    Los noruegos,
    ¡qué cabrones!

    Vi la peli y está muy bien que nos enseñes tu sombra, una niña que pasa, un mendigo altote con la cara desenfocada sentado en un banco.

    Ire: tengo dos pasiones confesadas, la literatura y la lucha contra el neoliberalismo, que para mí es hoy el Maql Absoluto (como lo fueron en su tiempo el nazismo y las dictaduras del proletariado). De esas van mi blog. Y tengo otras dos, confesables pero de las que no escribo: el cambio climático (pero no escribo porque he cruzado la línea depresiva y no creo que haya solución (si hoy tuviera un nieto, estaría seguro de que este no cumpliría los 40 años de edad) y dormir (es decir, soñar controladamente).

    C.S.: cariñosamente, no me carccajaeo, me descojono con tu síndrome teológico, pero eso no levantará muros entre nosotros. Reírnos de nosotros mismos es una de las pocas cosas dignas que podemos hacer.

    Besacos a todas.

    ResponderEliminar
  2. Querido NaN: Todo es mentira. Oslo no es nada así, más bien es un conjunto de caos feo y sin mucho sentido. Lo q he colgado son trocitos, recortables, pero la ciudad combina algn edificio de principio de siglo con horrorosas moles sesenteras (o por lo menos el centro). A ratos daba la impresión de país exsoviético.

    Está bien q hayas visto más q el bloque de hielo en esa foto (iba para despistar de lo verdaderam importante). Oslo está llena de mendigos y de gente q parece toma drogas por otras razones q la mera diversión, no sé si me explico.

    Muchos muxus para tod@s desde Bergen,

    di

    ResponderEliminar
  3. AH, olvidé que leía el libro de Cortázar en el viaje de tren q da título al divague, y me pregunto si me estoy haciendo vieja. Cosas q a los 20 me parecían geniales, ahora dudo si son solo intensas, presuntuosas, puro regodeo. No sé... he de terminarlo y entonces igual necesitaré terapia.

    más muxus

    di

    ResponderEliminar
  4. El carrito de niño cayendo por las escaleras en Acorazado Potemkin sigue siendo una genialidad, aunque el homenaje de Los Intocables sea fantástico, con todas las nuevas posibilidades del cine.

    No sé si me explico. Una cosa son las sensaciones que produce un libro en la juventud, cuando se nos abren los ojos, y otra el valor real de los libros. Hace la tira que no lo he releído (¿40 años?) y a lo mejor me pasa como a ti, pero la trilogía Rayuela, El libro de Manuel y 62, Modelo para armar la sigo teniendo en un altarcito lateral de mi basilisco.

    ResponderEliminar
  5. Sabía que te ibas a descojonar, NáN. Me pasa mucho con los amiguetes (marido incluído) Pero funciono mejor con utopías que sin ellas. En el peor de los casos, os hago reir. Si estás dispuesto a hacer una apuesta y gano yo ¿cómo te hago llegar tus ganancias?

    Querida Di, a mí me pasó lo mismo con Cortázar. Aún no sé quién es el que envejece mal, si su literatura o yo. Sin embargo, Ricardo Güiraldes, (el de Don Segundo Sombra) me gusta más ahora que entonces. ¡Prueba a ver!

    ResponderEliminar
  6. Envejecéis mal vosotras dos. Eso está clarísimo. En cuanto a apuestas, solo me he apostado un pin de nevera (concretamente de la nevera del Bigotillos). En el juego no acepto ganancias (el único placer voluptuoso del juego sería perderlo todo).

    Y por lo que respecta al concepto de "pecado", ten en cuenta, C.S., que soy mediterráneo y fui niño antiguo (Amarcord, de Fellini, nos retrataba muy bien).

    La penúltima discusión teológica que recuerdo fue, con 12/13 años, porque en el colegio el sábado por la tarde (las clases eran de lunes a sábado) tocaba confesión, y la misa del domingo era obligatoria en el cole (y comulgar en masa, también). El sábado por la noche tocaba pajilla, así que estuvimos un tiempo (muy breve) debatiendo si nos condenaríamos por comulgar en pecado. Llegamos a una conclusión: "Ellos" lo han organizado mal, "Ellos" son los culpables de nuestros pecados, que "Ellos" ardan en el infierno.

    Ya ves qué superficiales somos los mediterráneos. Debe ser el viento de levante, que nos vuelve un poco lerdos.

    ResponderEliminar
  7. Yo llamo estructura de pecado a lo que tu probablemente llamas injusticia estructural. Y te lo creas o no, tú tienes un carisma profético: esa necesidad de denunciar y ponerse de parte de los pobres. ¡Que lo sepis!

    ResponderEliminar
  8. Lo sipo bien sipido. Y distingo entre creencia personal y religión. Que lo sipas tú.

    ResponderEliminar
  9. Hola querid@s, logramos escapar de Noruega, ese país tercermundista con exceso de koronas per kapita. Estamos de okupas en Dinamarca, en casa de unos amigos, por lo menos el finde. Totalm necesario para lavar ropa, dormir, y re-encontrarme. Como no está bien desaparecer por horas mientras todos socializan en el jardín (IRE, no es q tenga q mandar al Peda a la ducha para escribir, pero no los voy a tener a los dos respirándome en la nuca o mirándome teclear... los muy insensibles opinan q no es la mejor manera de pasar sus vacaciones), os escribo este corto (me adentraré en la alta economía mostachil in the future), para hacer unas anotaciones literarias q me pican:
    1. dramático. Espero, Nan, q estés conmigo en q no existen todas las palabras y conceptos en todos los idiomas. "Dramatic", en el sentido de "un cielo dramático", como lo uso yo, con todo el drama, no existe en castellano, así q me la invento. No es un falso amigo como carpet y carpeta. Es como bizarro, q en castelano no significa lo mismo q bizarre, pero q mucha gente lo usa...

    2. Cortázar. Sigo avanzando. Leí Rayulea y Libro de Manuel a la vez, pero no 62. Casi como q me lo guardaba como un premio. Sigo subrayando mucho, tiene gran parte de genialidad con pizquitas de dudas, pero aún voy por la 1000 ypico. Veremos. Recuerdo "Los premios", q me encantó, y este no va a llegar a ese nivel, creo.

    un muxu y seguimos retransmitiendo

    di

    ResponderEliminar
  10. Haces un drama de cualquier cosa.

    ResponderEliminar

¡Bienvenid@ a DD!

Poniendo aquí tu comentario te arriesgas a que Diva o Di continúen divagando.

Quedas advertid@.

Gracias por divagar.