8 de junio de 2010

Hey Jude, don't be afraid

Comenzamos esta serie echándole la culpa a Judi , pasamos la primera noche surrealista con ella en el hospital eduardiano y hasta nos metimos con ella en el escáner. Usando excusas baratas del tipo "ha habido un tiroteo y estarán muy ocupados", me arrastró a casa, pero ya entonces la suerte estaba echada: Judi volvía a lucir el conjunto "gown-for-hospital-use-only," (con sus medias blancas antitrombosis a juego) el 27 de abril.

El oráculo (a.k.a. escáner) había por fín hablado, dictaminando: "areas de inflamación en zona pélvica", pero todavía muy inespecíficas. Se barajaban distintas posibilidades, pero nadie sabía. Como la otra vez, la bienvenida al hospital fue un "Nil by mouth" que suele hacer poca gracia cuando has pasado el día anterior soñando con donuts.

Como siempre, la noche del ingreso está llena de anécdotas blogueables (sinceramente Judi, te deberías abrir un blog) que me cuenta a la mañana siguiente. No tengo tiempo ni ganas de bloguear, pero escucho aparentando interés. Y es que Judi ha compartido sala con tres mujeres de armas tomar: a babor, una señora de unos 70 con enfermedad pulmomar obstructiva crónica, que a todos los efectos significa tener el equivalente de un generador de feria taladrando tu trompa de Eustaquio cuatro veces al día. No por su respiración, que también tiene lo suyo, sino por el aparato que la ayuda. Mientras me cuenta esto me traslado a aquella vez que vimos, en el parque, a una familia de picnic con un generador de todos los demonios. En lugar de llevarse la tortilla de patata y el bocata, habían optado por llevarse al parque, es un decir, sopa de cocido, con todos sus anexos: microondas y generador.

Pero divago: la segunda señora, a estribor (en imagen) parece no tener ningún problema a simple vista. La médica que viene a verla nos saca de dudas (hay que ver lo aburrida que es la vida en un hospital, esto supone el momento de máxima emoción matinal): "Así que, Señora Fairland, cuando sintió por primera vez el dolor precordial estaba usted jugando al bingo?" Me encantan los ingleses.

La tercera compañera parece muy mayor y frágil. Casi todo el día lo pasa con las cortinas corridas. Judi se levanta a medianoche con doble objetivo: uno, apagar la luz de la respiración a babor, que le está haciendo un tercer grado. Cuando llega dispuesta a apagar el maldito foco, se encuentra con 35 enchufes y acaba desviándolo (en su cara, hubiera querido) porque a saber de qué interruptor hay que apretar para no apagar el respirador, el oxígeno, el suero, en fín... De paso hacia el baño, Judi oye lo que parece un susurro de cadencia regular que la asusta bastante: bladibladibladibladiblá. El ruido sale de las cortinas de la anciana frágil. La curiosidad mató al gato, pero es que Judi sólo iba al baño, diría ante un tribunal. Bladibladibladibladiblá. Y mira por un resquicio la cortina y, arghhh! es un cura, dándole lo que supone que es la extrema unción!!! Pero qué mal rollo! Judi corre a su cama a esconderse debajo de las sábanas, como cuando era peque.

A la mañana siguiente aparezco yo, con un globo de "Get well" (nooo, es broma) y el nuevo equipo de cirujanos. Hay que admitir que ganan de entrada un montón de puntos tanto para Judi como para mí por el mero detalle de aparecer a las 8:30 am en lugar de a medianoche. Enseguida Judi me pone al día con las jerarquías (que están perfectamente delimitadas en este mundo también). En el pódium con laureles en la cabeza se sitúa el Consultant (un tipo de unos 45, mezcla interesante de negro y oriental, risueño y tranquilizador). En segunda posición, el Registrar avanzado (a punto de terminar su formación y llevar laureles), turco, griego, no sé. En tercera, el Registrar pipiolo, un indio tremendista que se ve en la obligación de detallar todos los posibles diagnósticos infames, y sus posibles terroríficas consecuencias cuando pasa luego él solito. Por debajo, las distintas variantes de juniors. Vamos, un mogollón de personal que escriben, debaten y al final nos echan el jarro de agua fría: mañana, a primera hora, laparoscopia. Dependiendo de lo que encuentren, se procederá.

Se procedequé???? Bramo cuando se van. Judi, siempre tranquilizadora, me explica: primero meten una fibra óptica por el ombligo, ya que no se ha visto en ninguna prueba qué pasa ahí adentro. Según lo que encuentren, pueden operar y entonces... hago como que escucho, pero mi mente está ya en otro sitio. Judi parece como si estuvieramos en una terraza, se come un yogur, y comenta el libro que estoy leyendo. Ella vio la peli, que le gustó. El libro está genial, digo, pero es, pienso, totalmente inadecuado para la ocasión: Fight Club. Existencialismo puro y duro.

Judi se duerme, miro por la ventana: veo una pared de ladrillo del que puso Eduardo VII, una cañería negra, por la que crecen hierbas salvajes, y una ventana que no se ha abierto en décadas. La desolación en tan inmensa que me deleito pensando en las fotos que saldrían en ese rincón infame. Encuentro unas florecillas minúsculas azules entre los hierbajos. Me vuelvo y Judi sigue durmiendo. Pienso que mañana por fín tendremos respuestas, y unas notas musicales me secuestran: Na na na, na na, na na na na... Y creo que esta letra fue escrita para ella...

Hey Jude, don't be afraid
You were made to go out and get her
The minute you let her under your skin
Then you begin to make it better

And anytime you feel the pain, hey Jude, refrain
Don't carry the world upon your shoulders
For well you know that it's a fool who plays it cool
By making his world a little colder






Hey Jude, don't make it bad
Take a sad song and make it better
Remember to let her into your heart
Then you can start to make it better

Hey Jude, don't be afraid
You were made to go out and get her
The minute you let her under your skin
Then you begin to make it better

And anytime you feel the pain, hey Jude, refrain
Don't carry the world upon your shoulders
For well you know that it's a fool who plays it cool
By making his world a little colder

Na na na, na na, na na na na

Hey Jude, don't let me down
You have found her, now go and get her
Remember to let her into your heart
Then you can start to make it better

So let it out and let it in, hey Jude, begin
You're waiting for someone to perform with
And don't you know that it's just you? Hey Jude, you'll do
The movement you need is on your shoulder

Na na na, na na, na na na na, yeah

Hey Jude, don't make it bad
Take a sad song and make it better
Remember to let her under your skin
Then you begin to make it better

Better, better, better, better, better, oh!

22 comentarios:

  1. me tigue tin gutar mama, tiero iii a paque. No me guta, no me gutaaaaa!!!!!!

    ResponderEliminar
  2. que mal rollo eh? Y eso que tu lo cuentas muy bien, muy ameno, hasta cómico a veces, pero que mal rollo....

    I am glad is over!!

    ResponderEliminar
  3. Y entre unción y unción, ¿no le daría al cura por meterle mano a Judi?

    Ah no, que era mayor de 16...

    ResponderEliminar
  4. Nooo, no os preocupéis! Ya dije q hay final feliz. Pero hay cosas q una tiene q escribir, y sí Diva, a ratos debía ser cómico (always look on the bright side of...).

    Consuelo's: sólo queda una entrega... logo ya no potemos iii a paque.

    Gracias por leer estas catarsis enloquecidas... chuiks!!!

    di

    ResponderEliminar
  5. :):):) Basajaun, te superas continuamente.

    ResponderEliminar
  6. Basaja, te has pasado...

    Vamos, todo ese dinero invertido en ti para esto. Endeluego...

    ResponderEliminar
  7. Voy a romper una lanza a favor del estamento clerical, hombre: a mí nunca me metieron mano. Que lo sepa todo el mundo.

    (Para que veas Diva que no soy injusto).

    ResponderEliminar
  8. Laparoscopia. Hugh. ¿Se dice así no?.
    La laparoscopia cuando yo era veterinario de verdad, era la forma de tirar para alante cuando no tenias ni puta idea de que hacer.
    Hugh.

    ResponderEliminar
  9. Viveiró: parece q los veterinarios de humanos siguen el mismo curso de acción... "joer, abramos de una píí vez a ver qué cojones se está cociendo aquí..."

    ResponderEliminar
  10. Me ha hecho gracia el comentario de Basajaun y lo de meter mano. Hace poco en una cena de amigos de toda la vida, si los amigos pelotas que no expulsaron del colegio de curas, uno comentó algo así como "por que no hacemos una porra y a ver quien acierta el nombre del cura que tal vez salga en prensa por todo aquello que suponemos que hizo y tal ....."

    Yo tambien rompo una lanza por el estamento clerical. A mí tampoco me metieron mano, ... tal vez por eso me expulsaron, jaja (eso que gano yo jeje)

    No ahora fuera coñas que el tema es muy fuerte.

    K, ... sirio, muy sirio.

    ResponderEliminar
  11. K: totalmente de acuerdo, el tema es terrorífico. Mi broma con lo de "basaja feo" está basada en un hecho real muy triste: conozco a alguien q estuvo en un seminario en los 60 q me contó el proceso de investigación q hubo ya en aquella época con uno de los curas, al q cambiaron de seminario (alucinante, vía libre para seguir haciéndolo en otro sitio). Este hombre me decía q abusó de casi todos, pero no de él (y él, q se ríe de su sombra, lo achaca a su napia q en la cara de Anás fuera delito).

    Yo sigo preguntándome sobre las motivaciones de mucha gente, sobre todo en el pasado q ciertas opciones no eran imaginables siquiera, para meterse en esa vida.

    Di, muy siria tb

    ResponderEliminar
  12. Yo creo que simplemente confunden una parte del evangelio, ya sabes cual.

    O de lo contrario todos los degenerados han acabado curas que no es lo mismo que su inversa, otra lanza rota.

    De aquel colegio, me mandaron a un internado, y alli también se sospechaba y se decían cosas de tal y tal, y siendo el internado en un pueblo pequeño donde los inviernos son mas largos que la lista del paro, pues no te cuento nada.

    Pero bueno, que luego fuí al instituto y hasta me hice agrimensor, y virgencito que seguí.

    K, ... de bromas y en sirio. Salam Alekum.

    ResponderEliminar
  13. La verdad es que el hecho de "tapar" los casos ocurridos no ha favorecido nada la eliminación de los mismos. Está claro que en todos sitios cuecen habas y por esa razón tendría que aplicarse el mismo rasero a todos sin importar su rango o condición, es más yo creo que existe un agravante incluso ya que se parovechaban de su "hábito" y la imagen de confianza.

    Gracias a Dios, los más, se decican a labores mucho más encomiables.

    ResponderEliminar
  14. A mí es que eso de "dejad que los niños se acerquen a mí" siempre me olió mal...

    Pero claro, doctores tiene la Iglesia, etc.

    ResponderEliminar
  15. basaja, yo fui segurata de michael jackson y juro que tampoco me toco. Además me dieron 5.000 pesetillas de entonces... ¿esperaria algo más de mi?
    Mujjj no lo habia pensado.

    ResponderEliminar
  16. Hombre, mil duros son mil duros, Consuelo's, eso ya es un capital, (entonces y ahora), la cosa cambia y ya empezamos a hablar de negocio, márketing, inversión, networking,... vamos, capitalismo puro y duro, yo te doy y tú te dejas.

    ResponderEliminar
  17. Eso último en idioma vulgar y villano se dice "jugar al teto". Tú te .... y .... meto.

    K, ... de finolis.

    ResponderEliminar
  18. Sabía que os iba a gustar la historia...
    konsueloaren semea,...recordando cuando le daba a la lengua vasca en su juventud.

    P.D-.se ruega corrección.

    ResponderEliminar
  19. Imagino que te referiras a la canción "Itziarren semea" .... años que no la escuchaba o tarareaba.

    K, ... recordando.

    ResponderEliminar
  20. ¿cómo se dice "el chico (hijo) de la consuelo" en euskera?

    edc...reencontrándose con la lengua vasca...(ahora sólo con el idioma)

    ResponderEliminar
  21. Definitivamente tú quieres que nos metan un puro aquí a todos...

    Yo diría que "Kontsueloren semea" baina... Seguro que las divas ayudan.

    ResponderEliminar

¡Bienvenid@ a DD!

Poniendo aquí tu comentario te arriesgas a que Diva o Di continúen divagando.

Quedas advertid@.

Gracias por divagar.