22 de marzo de 2018

Un lapsus en una reunión como una polla-digo olla!

Hace tiempo ya explicamos en el divlog, a propósito de "Lady Chatterley's Lover" que la palabra más tabú de todo el inglés es CUNT. La traducción sería conio, pero es infinitamente más fuerte que cuando alguien en castellano dice conio. Vamos, que yo no puedo pensar en castellano un taco tan fuerte como el cunt inglés. Porque nunca he visto estremecerse a gente cuya primera lengua es el castellano con ninguna palabra como los ingleses con el cunt ( o será que somos menos impresionables?) 

Cuando una fantasea con sus peores pesadillas de ridículo social piensa, por ejemplo, en aparecer desnuda en una fiesta (lo he soniado), en desmayarse delante de 400 personas al dar una charla (me ha pasado, y aún no lo he contado aquí), en decir algo totalmente idiota sin pensar (a un hombre amputado "no importa que nos cortes las piernas" tras pedirle que nos haga una foto, tristemente también verídica, el Peda y una amiga casi mueren mientras posábamos), en preguntarle a una mujer de cuánto está embarazada y que te diga que no lo está (esto NO lo he hecho), el entender (por el fuerte acento del norte) que una anciana "no puede dejar de limpiar su culo" (arse), cuando decía "no puedo dejar de limpiar mi casa" (house) (sí, esta también es mía), el expresar algún sentimiento vagamente antireligioso y el padre del interlocutor resultó ser cura (alguien apuesta? esto podría ser mío?), el no recordar el nombre de una oriental en una fiesta y presentársela al Peda como "Chu-li". Tristemente tengo innumerables porque como ya sabrán los divagantes antiguos, soy un poco atrolondrada.

Porque me conozco, intento tener cuidado.  Por ejemplo, una vez estaba con una familia, los padres estiradísimos, y la hija había comenzado un curso de peluquería. Yo quería mostrarme intrigada, y qué mejor que preguntando qué se aprende en cada anio. Interesarme, por ejemplo, si en primero se aprende secado (que parece de lo más fácil), pero conociéndome, autodisuadirme de ello. Secado se dice "blowdry" y la palabra "blowjob", peligrosamente similar significa... felación. Algo me decía que iba a formular la frase y una fuerte incontrolable (la difuerza) me iba a arrastrar a decir "Do you do blowjobs in the first year?" (hacéis felaciones en el primer anio?) en lugar del secado de marras. Pero como me va la marcha, al final tengo que demostrame que puedo vender a la difuerza y, tras un gran ejercicio de concentración -los padres me miran, odiosos- logro superar la prueba. Viva Di! Blowdry.

Ayer tuve una de esas reuniones horrorosas que venimos sufriendo hace meses. No somos financieramente rentables, y en esas sesiones nos los recuerdan y aprietan los tornillos, como si así fueran a conseguir algo. En la reunión de ayer había frente a nosotros, tres mujeres: dos jefecillas y una tomando acta. Al otro lado estábamos los dos diletantes de mi equipo, el catedrático y otro tío que hace tan poco como él, y la menda. En un punto, cuando las cosas estaban bastantes tensas, nuestra heroína Di toma la bandera y declama una de sus soflamas que termina así:
*Jeremy Hunt, actual ministro de sanidad

"... y yo ya he he escrito a Jeremy Cunt*!!!"








Nota: Aparentemente, no he sido la primera en cometer ese lapsus linguae. James Naughtie, uno de los presentadores del Today Program de Radio 4 también hizo este mismo lapsus hace anios. Lo he encontrado y, aunque no sepáis inglés, hay que escucharlo, porque es hilarante. El hombre se queda cortadísimo y empieza a hacer ruidos, diciendo que tiene un ataque de tos (cuando seguro que está muriendo de risa, él y todo su equipo). 





Al final se disculpa y escribe un psicólogo diciendo que los lapsus nada tienen que ver con Freud, sino que la culpa la tiene Hunt: se sabe en psicolinguistica que dos palabras que comparten una vocal tienen más probabilidad de error bla bla... E invocan a William Archibald Spooner, un tutor de Oxford famoso por vivir en Babia (o en las avutardas, como le gusta decir a Mini) y mezclar palabras con gran efecto cómico (de ahí que a esto se le llama spoonerism).

Me consta que en Ejpania tenéis un presidente famoso por sus lapsus... a mí me gusta particularmente el de "Es el vecino el que elige al alcalde y es el alcalde el que quiere que sean los vecinos el alcalde", pero mi absoluta favorita es la de Zapatero con la colaboración con Rusia...



SEMOS HUMANOS!!

4 comentarios:

  1. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  2. Lo de los lapsus linguae en inglés me parece una cosa de lo más normal, sobre todo por ese endiablado sistema vocálico que tienen. Una intenta explicarle a un compañero que hay que enfocar una foto (focuse) ¡Y se empieza a reir descontroladamente porque ha entendido "Fuck us"! O insistes en que necesitas una cuerda "rope" y todos los tíos empiezan a mirarte como si fueras un trozo de tarta de chocolate porque lo has pronunciado mal y has dicho "rape". Para cuando te quieres dar cuenta, el bochorno es inevitabe. (estos son casos reales perpetrados por quien esto escribe)Aunque también hay quien no puede excusarse en la falta de dominio de la lengua. Yo tengo un hermano (conocido en casa cariñosamente como "el bocas") que, con la mayor inocencia, suele tener meteduras de pata antológicas. Una vez vino a comer a casa una amiga (la verdad es que la pobre no era muy agraciada). Estábamos charlando y él la miraba y la miraba de una forma quizá demasiado intensa. De repente va el tío y suelta: "¡Ahora caigo! llevo un buen rato preguntándome de que me suena tu cara y por fin me he dado cuenta. ¿Nunca ta han dicho que eres idéntica a Peter Sellers?"

    ResponderEliminar
  3. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar

¡Bienvenid@ a DD!

Poniendo aquí tu comentario te arriesgas a que los divagantes continúen divagando.