9 de abril de 2020

"Heartburn" de Nora Ephron: Recomendación de Las Empoderadas

Ya sé que siempre me estoy quejando de las traducciones de los títulos, pero es que lo de "Heartburn" como "Heartburn. El difícil arte de amar" es severo.  Vamos, que no me extrañaría que no lo haya leído nadie en castellano. Heartburn literalmente significa "ardor de estómago", apropiado para un libro en el que la protagonista cocina mucho, como buena madre judía, e incluso da recetas. Otra posibilidad,  "Corazón Quemado" tampoco es bonito, pero por lo menos seguiría el juego de palabras: Heart. Burn. Corazón. Quemado. No sé.

A este libro llegué por un podcast de dos chicas que mi hermana llama "Las Empoderadas", tras oírlas de fondo mientras yo me duchaba (o hacía esos épicos canelones) estas Navidades. A ver, es cierto que, sin atender al fondo, formalmente su tono, su cadencia, su sonsonete musical hace que, exacto, pienses: son Las Empoderadas. El problema es el contenido: yo es que no entiendo un programa de humor feminista en el que las locutoras no paran de hablar de tíos. De relaciones. De sus parejas, de sus ex. Diría que es el 80% del podcast. No me puedo imaginar a dos tíos dedicando en un podcast el 80% a hablar de sus ex.

Total que las Empoderadas recomiendan "Heartburn" de Nora Ephron. Nora es "una diosa" y la aman. Es la típica guionista de origen judío, llena de inteligencia y astucia, una Woody Allen que hace tick en todos los clichés: Nueva York, neurosis, humor. Vale, vendido, me voy a leer. Es un salto al vacío porque no he visto más que "Cuando Harry encontró a Sally" hace mil años, de la que solo recuerdo la misma escena que tú ("tomaré lo mismo que ella"). No he visto ninguna de sus otras pelis, tipo "Sleepless in Seattle" o "You've got mail". Comedia romántica. 

La novela es un Roman-á-clef, en la que Ephron narra la historia de su segundo divorcio con un periodista afamado de los del Watergate, Carl Bernstein. Tenían un niño pequeño y estando Nora embarazada de 7 meses, el tipo "se enamora" de una tercera. Cuando por fin Nora le deja, aún tiene él el valor de ofenderse porque ella lo cuente en un libro. Como se ve, todo muy normal. Por supuesto, esta gente está muy bien conectada y en sus cenas entre amigos siempre hay Secretarios de Estado de Medio Oriente (de hecho, el marido de la amante) y demás. 

El libro fue publicado en 1982, y se nota. Hay algunos temas que envejecen bien, pero el feminismo no es uno de ellos: la mayoría ya nos escandalizamos  de cosas que aceptábamos (con la nariz tapada) hace 3 anios. Así que leer que Ephron, pese a que este sujeto "está enamorado" de la hija de un previo Primer Ministro británico y está buscando casas con ellas, sigue esperando que a él se le pase, y que "vuelva". Ephron al final vende su anillo de compromiso (este es un tema muy candente en el mundo anglosajón, estos anillos-yo en Ejpein no lo he vivido así, pero igual es porque mis amigas no son normales) y con ello "compra su libertad". O sea, esos miles de dólares van a hacer que, al final, tenga algo de dinero para poder divorciarse. Como metáfora es terrible: al final es su dinero lo que te permite mandarlo a la porra, qué tristeza. El matrimonio, de "la época en la que los besos se terminan", mal menor, a la época de las "atrocidades menores", cuando empiezan los cuchillos. 

Pero no todo era malo en esos anios: otro ejemplo viejuno que me ha fascinado es que en el puente aéreo Nueva York-Washington (que Ephron cogía mucho antes de casarse, ya que Berstein estaba en la capital investigando a Nixon y esas cosas) te subías, pasaba la azafata (en aquella época seguro que era "la", además de guapísima y maquillada) y le comprabas el billete, en efectivo! Del vuelo que estabas volando!! Lo más remotamente parecido que he hecho nunca (y no ha llegado a eso), ha sido presentarme en algún aeropuerto de país tercermundista y pedir un vuelo en ventanilla, e inmediatamente embarcar. Pero pagar en el asiento! Grande. 

Hay mucha tristeza y rabia escondida en mucho humor ("el llorar está sobrevalorado"), o "sabes cómo de viejo tienes que ser para no querer follar con extranios? Muerto, así de viejo". Pero para el final de las historias de des(amor), ella siempre recomienda patatas. Así son las matriarcas judias, siempre detrás de los fogones, y de hecho en este libro he aprendido cómo hacer los "huevos de 4 minutos perfectos". [Metes el huevo en agua fría, hasta que hierva. Entonces lo sacas del fuego, y lo cubres con tapadera por 3 minutos. Y ya: la yema perfecta].  

Sí, hay mucha tristeza, pero Ephron ha encontrado la manera de superarla con el mecanismo de defensa mejor que existe, el humor.  Re-contarte lo que pasó, escribirlo: así contesta a su psicoanalista cuando esta le pregunta...

"Por qué tienes que convertir todo en una historia?
Porque si cuento la historia, controlo la versión. 
Porque si cuento la historia, puedo hacerte reír, y prefiero que te rías de mí que que sientas pena por mí. 
Porque si cuento la historia, no me duele tanto. 
Porque si cuento la historia, puedo seguir adelante". 

Trata de leerlo con el sonsonete de Las Empoderadas: su amargura se difumina un poco. 

5 comentarios:

Anónimo dijo...

Ostras claro, no había caído!
En catalán, ardor de estómago es 'cor agre'. Corazón agrio. No es lo mismo, lo sé, pero me llama la atención el tema del uso del heart/cor/corazón.

En lo que respecta a Nora Ephron, soy bastante fan. De hecho tengo este en la pila pendiente.

Petons,

Anna

molinos dijo...

Yo no he leído nada suyo pero las pelis las he visto todas y me encantan, pelis que t hacen sentir bien siempre a favor.

Si no conoces este video animado con una entrevista suya te lo recomiendo mucho, a mí me encantó.

https://www.youtube.com/watch?v=LPWifn-yNN8

Ah y tiene toda la razón en que si cuentas la historia y haces reír, controlas la versión y evitas que tengan pena de ti.

Elena Rius dijo...

¿A los editores españoles no se les ocurría otra posibilidad para el título que conservar el inglés? En fin, seguro que hay mil opciones que, de algún modo, trasladen la amargura y el juego de palabras del original. Si fuese en catalán, por ejemplo, ese "Cor agre" sería un título perfecto.
Yo sí he leído alguna cosa de Ephron (no me preguntes el título, soy fatal para recordarlos), siempre divertida. Pero seguro que ahora, como tú, la notaría un poco viejuna en ciertos temas. Hablando de eso: mi hijo vio el otro día El guateque y le pareció bastante racista. En su momento, ni nos dimos cuenta, pero visto desde aquí diría que tiene razón. O tempora o mores.

Carmen dijo...

De Ephron me gusta casi todo, lo que pasa es que tiendo a cosas cortas (aunque me compré en digital para un viaje un "obras completas" en inglés por poquísimo dinero y voy picoteando de vez en cuando). Coincido en que hemos ido moviendo la portería de muchas cosas (nosotros, la sociedad) desde los 80, pero creo que no puedes olvidar el contexto. En fin, eso da para muchas ginebras con tónica... Y siempre me emociona, por veces que lo lea, lo que escribió de las cosas que echaría de menos y no cuando estaba a punto de morirse. Esto:

http://www.openculture.com/2012/06/nora_ephrons_lists_what_i_will_miss_and_what_i_wont_miss_.html

Besos bajo la lluvia.

C.

Di Vagando dijo...

Bon jorno darlings!!! Empieza un fin de semana largo-hasta el martes no tendré q sentarme al portátil del curro! Sigue habiendo una diferencia abismal, pese a que los escenarios sean similares, entre días laborales y festivos. Hoy toca leer, meter algo al horno y rezar lo q se sepa, y tal vez divagar! Yujuuu.

ANNA, qué interesante lo q dices de "Cor Agre"... yo a veces me pregunto por las intersecciones entre el catalán y el inglés: hace muchos anios, a una familiar le pusieron Carlota, y la Yaya decía "ay, no, carrota", q como sabes es zanahoria, como la carrot inglesa.Tenía más ejemplos q obviamente ahora no recuerdo :)

Gracias MO por la entrevista... me ha gustado pero me pasa como con todo de ella, lo veo antiguo: en un bar en el q le preguntan si va "unescorted" (sin compañía masculina), les pide a los de al lado q hagan de sus acompañantes, y así les sirven. En ese bar, la única opción es irte. Y además, con su poder, luego publicarlo. O su rollo de "opciones", me parece bien q la q quiera se quede en casa con sus bebés, es una opción. Claro, así luego tienes q vender el anillako de pedida para poder divorciarte. No. Como feminista, para mí cojea, está demasiada preocupada por los hombres.

ELENA... si por lo menos hubieran dejado solo en inglés, pero a mí me mata la coletilla, "el difícil arte de amar". Qué frase tan absurda. Totalm con pelis q nos gustaron y q ahora nos parecerían racistas/machistas. No recuerdo "El guateque", pero es q algo tan reciente como "Los odiosos 8" de Tarantino me parece insoportable por lo q tiene de "exploitation" con las palizas a la única mujer q hay. Se me hizo superdura y desagradable estas Navidades. Y hace 2 noches vi de nuevo "Cuando Harry encontró a Sally". Estamos en lo mismo: me reí (su sentido del humor me gusta), pero la obsesión por "pillar marido" a mí me repatea.

Oh CARMEN...la verdad es q parece imposible q se muriera. Mira q solo he leído esto de ella, y la reconozco totalmente en esas listas. La mantequilla resuena mucho en mí pq la Yaya, como buena catalana, la usaba bastante, y yo soy incapaz de poner las cantidades q ponía ella, por ej, en la bechamel (así q nunca me saldrá como a ella esa bechamel, obvio). Nora dice "hay q echarle mantequilla a esto, y luego, si le pones más, aún estará mejor". En mi noramarathon tb vimos "Julia & Julie" el otro día, y efectivamente, los tacos de Lupark van q vuelan en las sartenes. Y sí, de verdad q intento entender el contexto, aunque hay pelis antiguas q ya me parecieron inaceptablemente machistas cuando salieron, pongamos "Pretty woman". Pero bueno, la verdad es q me alegro q seáis las 4 más o menos fans, pq yo, pese a no serlo, le he cogido carinio a Nora.

Mil muxus darlings!

di